lunes, 24 de agosto de 2015

Alumnos de la EPET 21 fabrican estufa económica de alto rendimiento con horno

Con la idea de poder mejorar la calidad de vida de personas y por ser una zona muy fría, los alumnos de la EPET 21 de San Martín de los Andes se propusieron modificar una estufa hecha por el Instituto Nacional de Tecnología Industrial (INTI), mejorarla y así ayudar a los vecinos de los barrios de nuestra ciudad.
Los alumnos de 4º año, que cursan la carrera de Energías Renovables, en colaboración con otras instituciones de ayuda social, construyeron una estufa en un barrio intercultural de la ciudad, compartiendo capacitaciones, ayuda e intercambio de material técnico entre el INTI, el barrio intercultural y el colegio.

Con este proyecto, los alumnos de 4º año de la EPET 21 de San Martín de los Andes resultaron ser uno de los ocho ganadores que pasaron a la instancia nacional en el certamen “Técnica Mente”, un encuentro de estudiantes de Escuelas Técnicas y Formación Profesional del país.
Estos encuentros son organizados por el Instituto Nacional de Educación Técnica (INET) y los alumnos participan a través de la Unidad Coordinadora Provincial del ministerio de Gobierno y Educación de la provincia del Neuquén. La próxima instancia nacional se realizará en Tucumán entre el 6 y 8 de octubre.
Los alumnos también elaboraron una guía en la que están las instrucciones sobre cómo hacerla, los materiales a utilizar y recomendaciones y destacan la importancia de no utilizar leñas resinosas (proveniente de pinos o araucarias, por ejemplo).
También aconsejan gestionar el combustible a utilizar (con preferencia a que se encuentre seco), no emplear leña verde, ya que posee un 50% de agua contenida en su interior.
La fuente de inspiración fue la estufa SARA, una estufa de alto rendimiento, bajo costo de construcción y alto poder calórico desarrollada por el INTI. Fue pensada como una estufa social por su baja complejidad de construcción, baja emisión de contaminantes y bajo consumo de leña.
El aporte principal de los alumnos fue el agregado de un horno a la estufa, con la elaboración de planos. Las estufas de alto rendimiento son aquellas que transmiten al ambiente más del 70 por ciento del calor entregado por la combustión de la leña. Es de fácil construcción, con ladrillos de adobe y materiales reciclables.
Entre los objetivos principales se encuentran el cuidado del medioambiente al alcanzar una reducción en el consumo de leña a través de un mejor aprovechamiento calórico; y contribuir al ahorro energético y a la disminución de la contaminación ambiental por la reducción de emisiones de monóxido de carbono y alquitranes.
Y en cuanto a lo socioeconómico, se busca mejorar la calidad de vida de la población en situación de vulnerabilidad (calefacción domiciliaria mínima), evitar la inhalación de gases tóxicos de artefactos ineficientes mediantes una adecuada evacuación de los gases de escape.
Además, se promueve la autoconstrucción asistida y comunitaria de la estufa, el uso de materiales de amplia disponibilidad. Este tipo de estufas construidas en adobe o cualquier otro material refractario, se caracterizan por su inercia térmica, que es la duración del desprendimiento de calor a lo largo de las horas.

Fuente: FM del Lago.