martes, 1 de marzo de 2016

Se firmó el convenio por el mantenimiento escolar en San Martín de los Andes

La intendente Brunilda Rebolledo, firmó un convenio con el Gobierno de la provincia de Neuquén para la realización de tareas de mantenimiento en edificios educativos. La firma se realizó en la capital neuquina en el marco del último viaje de la mandataria a esta ciudad. El acuerdo consiste en una transferencia de  un aporte no re integrable del Gobierno de Neuquén de $ 350.000. 

Los fondos tienen como destino la compra de materiales, contratación de mano de obra y gastos de mantenimiento para instalaciones sanitarias, de gas, albañilería e higiene.  Las tareas de refacción son todas aquellas que no implican modificaciones estructurales en redes de gas, y otros servicios. 

El convenio contempla la ejecución de tareas de infraestructura en 35 establecimientos educativos en la localidad de San Martín de los Andes, de los cuales 9 están ubicados en áreas rurales. Además, contempla un aporte extra del 10% destinado a la conservación y mantenimiento de estabelecimientos rurales que están fuera del ejido municipal. 

En este sentido, los requerimientos son variados, y van desde instalaciones sanitarias, de gas y eléctrica, como así también las áreas de albañilería, prevención de incendio, calefacción y tareas generales. Además estas acciones cuentan con el apoyo y asesoramiento de la Subsecretaría de Obras públicas, con el objeto de organizar la metodología para el cumplimiento de los requerimientos. 

En relación a la firma del convenio, Brunilda expresó que “la educación es uno de los pilares más importantes para alcanzar un desarrollo humano y mejorar las condiciones de vida, por eso es fundamental articular políticas y acciones con el gobierno de la provincia y con todos los actores que estén dispuestos a ayudar”. 

Asimismo, este convenio establece una acción descentralizada que tiene un triple objetivo.  Al respecto, la Intendente destacó como primer punto “el fortalecimiento de la autonomía municipal, a través de la asignación de recursos  y mayor participación comunal en la gestión de los intereses”. Seguidamente, el acuerdo fomenta el control que el vecino puede efectuar de los recursos. Por último, establece la responsabilidad de la municipalidad en el mantenimiento de los edificios escolares bajo su jurisdicción, y la correspondiente aplicación y rendición de fondos. 

Finalmente, la gestión municipal tendrá a su cargo, las tareas relacionadas con el mantenimiento y la garantía de las condiciones de seguridad para la ejecución de las tareas, como así también la elaboración de un informe mensual sobre el estado de los establecimientos.

FUENTE: Smandes Patagonia.