jueves, 28 de julio de 2016

Talleres de la EPET N°12: Ni hoy, ni desde hace un año, y no se sabe por cuánto más...

La defensoría de los Derechos del Niño y Adolescente de la IV Circunscripción Judicial del Neuquén, se hizo presente esta mañana en el galpón alquilado para realizar los talleres de la EPET N°12 de San Martín de los Andes, a fin de observar el estado de situación y realizar un acta por incumplimiento, que aportará a la causa judicial contra Educación Provincial por vulneración del derecho a estudiar de cientos de adolescentes de la ciudad.

Los alumnos no comenzaron sus clases. Ni siquiera los de cuarto y quinto año que por falta ahora de calefacción (el lugar está increíblemente frío) no cursan los talleres de soldadura, tornería  o neumática, qué sí lo hacían antes del receso escolar. El taller de electricidad lo podrán cursar por ahora en la escuela.


La sensación es que falta muchísimo y se avanza muy lento. Ninguno de los que estaban hoy allí tenía información cierta, sea de provincia o del municipio, de cuánto tiempo más demandará la obra. Lo cierto es que pasada las 9.30 llegaron dos personas a trabajar sobre la instalación eléctrica.

Esta mañana, junto a José Luis Espinar y Fabiana Renkine de la Defensoría, se encontraban en el galpón el director de la EPET, Alejandro Galarza, el Jefe de Taller, Gustavo Kaufman, el Supervisor de Escuelas Técnicas del Consejo Provincial de Educación, Raúl Carballo, y Gabriela Rubiolo y Santiago Seery, de la Comisión de Padres.

Esta noche se realizará una nueva reunión de papás y mamás, quienes además están gestionando desde días atrás una audiencia con la intendente Brunilda Rebolledo, que hasta el día de hoy no consiguen.

Es que ven que los plazos se demoran y que finalmente la obra no aparece como prioritaria. Y mientras tanto es la educación de sus hijos e hijas la que se ve dañada hoy y para su futuro.

Llegaron dos conteiners para usar de baños, pero hay que hacer la obra para conectarlos a la red. Faltan cálculos estructurales y quien los haga; faltan presupuestos, certificaciones, materiales, equipos de extracción de aire, algunas ventanas. Hay trabajos parados. Hay burocracia, pareciera que falta compromiso.

Por su parte, desde Educación y Fiscalía de Estado apelaron la medida solicitada por Espinar, quien días atrás las contestó y espera su cumplimiento mientras interviene la Cámara para avalar la medida.

Hay una Comisión de Seguimiento creada, donde algunos integrantes , según los padres y madres, “trabajan muy bien, pero no tienen el acompañamiento de sus jefes”. Hay padres que salen a buscar plomeros, ingenieros, con afán de ayudar a solucionar el problema.


Hay chicos y chicas que por una serie de desafortunadas circunstancias (¿hay responsables?) no pueden estudiar hoy, hace un año, no se sabe por cuánto más, en San Martín de los Andes.