miércoles, 14 de septiembre de 2016

Así no sirve

Los alumnos, docentes, padres y madres de la EPET N°12 de San Martín de los Andes, acompañados por algunas otras instituciones, tuvieron que marchar una vez más por las calles de la ciudad pidiendo por los talleres. Cinco espacios que aún no están disponibles, que les dijeron esta semana que estarían en 90 días, y que hoy Carlos Muñoz, comentó a la prensa luego de recibir en las puertas del Distrito Escolar a quienes marchaban, que estarán listas en un mes. Carpintería, soldadura, albañilería, tornería, son algunos de los talleres que aún no han podido comenzar a cursar los chicos de primer año, y que los alumnos más grandes tampoco pudieron realizar. Y el año se va…

Hay que bajar los techos del galpón alquilado para los talleres, cerrar las aulas, ponerles campanas, extractores. Y el Estado sigue yendo detrás. Muñoz, a cargo del Distrito, salió a la calle, se paró allí y estuvo frente a la comunidad educativa de la escuela en silencio, con ganas de hablar, pero respetó la marcha. En la Municipalidad, no salió nadie. “Quiero pedirles disculpas y entiendo el enojo, como docente entiendo que los chicos y docentes deben estar en las aulas y esta situación me pone muy mal. Nos confirmaron que hay una nueva empresa que trabajará de noche, también sábados y domingos, para terminar estas obras en 25 o 30 días”, expresó Muñoz a los periodistas.
Los vínculos de confianza están rotos. Ya no saben qué y a quién creerle: era para después de las vacaciones, luego para dentro de 60 días, y ¿ahora? Tampoco ven que para la provincia y el municipio la educación sea una prioridad. Lo poco que se invierte, los tiempos que se demoran, las excusas que se dan, la burocracia. “¿Por qué no mandan a su gente a trabajar y terminar las obras? ¿Por qué no priorizan estas obras que tienen que ver con la educación de los chicos y chicas de la ciudad? ¿Por qué el estado vulnera los derechos que tiene la obligación de cumplir y hacer cumplir?”. Preguntas que se escuchaban durante el “Ruidazo de la EPET 12”, durante la caminata educativa por algunas calles de la ciudad.